Robarle a Ramos es una fácil tarea

Fuente: José Luis López / Diario Liderendeportes

Cuando leemos en diferentes informes que el receptor Wilson Ramos - hasta el año pasado pieza apetecible por estos recodos del año - no despierta interés alguno para ser negociado, de veras que saltamos
sorprendidos de nuestro asiento.

Ya nos había extrañado que lanzadores como Jacob deGrom y Noah Syndergaard coincidían al solicitarle al mánager Mickey Callaway de los Mets de Nueva York, no trabajar con el criollo como receptor.
Convenimos que en las cifras registradas hasta el domingo, en lo que respecta a su ofensiva, no eran las más deseables. Una línea de .262/.339/.387 con 35 anotadas, ocho dobles, nueve jonrones y 43
remolcadas, sin duda presentaba abierta deuda con lo esperado por los Mets.

Al hurgar un poco más, encontramos un dato que nos dejó perplejos. Con Al finalizar la semana pasada, había reventado a solo diez de los 72 corredores que le salieron al robo. Ello representa apenas el 14 por
ciento de éxito en su cacería de corredores por las bases. Una disminución de un 15 por ciento en comparación al año pasado cuando atrapó al 29 % de los estafadores que corrieron en su presencia.

Esta combinación de factores coloca a Ramos en un predicamento. Su bateo ha perdido intensidad y detrás del plato ha visto desaparecer su sello de garantía.

Por supuesto, tales informaciones llegan a las respectivas mesas de trabajo del resto de los equipos de Grandes Ligas, los cuales al procesarlas terminan por reducir y eliminar el interés que pudiesen tener por el receptor criollo.

Wilson galopa con 62 en el tope de la indeseable estadísticas de robos permitidos. Su más cercano perseguidor es el cubano Yasmani Grandal, de los Cerveceros de Milwaukee, a quien le han escamoteado 43
almohadillas. Valga decir que tanto el venezolano como el antillano, estrenan equipos este año. Ambos llegaron respectivamente a Mets y Cerveceros por la vía de la libre agencia.

En la Liga Americana, hasta la tarde de ayer, Josh Phegley (Atléticos) y Jonathan Lucroy (Angelinos), lideraban el negativo rubro con 41 robos permitidos durante la campaña. Bien lejos del guarismo de Ramos.

Comentarios de nuestros lectores