EN CURSO

4 BRAV

6 CARI

EN CURSO

0 MAGA

2 TIBU

EN CURSO

1 CARD

2 TIGR

EN CURSO

1 LEON

5 AGUI

Ronald Acuña Jr. cayó en slump desde que comenzó a escuchar 40-40

Fuente: David O'Brien / The Atlectic

Después de que Ronald Acuña Jr. bateó su trigésimo quinto jonrón el 15 de agosto contra los Mets de Nueva York y alcanzó su vigésima novena base robada la noche siguiente contra los Dodgers de Los Ángeles, ya no se habló de si se uniría a Mike Trout como el solo los jugadores tienen una temporada 30-30 antes de cumplir 22 años. Eso parecía un hecho en ese momento.

En cambio, la discusión pasó a una repentina y legítima posibilidad de que Acuña se convierta en el miembro más joven de uno de los grupos más exclusivos del béisbol: el club 40-40. Después de todo, los Bravos todavía tenían 38 juegos para jugar, y Acuña tenía cinco jonrones y 11 robos para llegar a 40-40.

Pero hay una razón por la que solo cuatro jugadores en la historia de la MLB han tenido al menos 40 jonrones y 40 bases robadas en una temporada: es extremadamente difícil, incluso para un fenómeno de cinco herramientas que ha hecho que todo parezca tan fácil durante sus dos primeras temporadas en las mayores.

En este periodo de 13 juegos solamente ha conectado 4 extrabases de sus 9 imparables en 53 visitas al home, entre ellos un jonrón.

Incluso Acuña no es inmune a las caídas o tal vez a las presiones de luces brillantes que brillan más cuando un jugador es asediado por los medios y ademas tiene tanto talento.

Su capacidad de ajuste a situaciones como estas son las que dirán en el futuro, su verdadera capacidad para seguir en la élite del juego.

Comentarios de nuestros lectores