E-Rod necesita hacer ajustes

Fuente: Jordan Horrobin / MLB.com

Los Azulejos salieron agresivos en el home y Eduardo Rodríguez no estuvo a la altura.

Enfrentándose a una alineación que atacó temprano y con frecuencia, Rodríguez sufrió su segunda derrota en aperturas consecutivas.

Se sabe que Rodríguez busca strikes en el primer lanzamiento: entró en la noche con una tasa de strike en el primer lanzamiento del 66 por ciento, un récord personal, y los Azulejos claramente tenían el libro sobre él. Hicieron swing en 16 primeros lanzamientos en 26 turnos al bate (61.5 por ciento) contra Rodríguez, que es el índice más alto de su carrera y casi el doble de su promedio (31.1 por ciento)

Ese tipo de ofensiva no cambió nada el plan de juego de Rodríguez. De hecho, le da la bienvenida porque significa que puede avanzar más en un juego, asumiendo que está alcanzando sus objetivos.

"Estaba haciendo lo correcto, colocando la pelota donde quería. Probablemente lanzaría ocho o nueve entradas con como 80 lanzamientos, pero hiccieron contcto al primer lanzamiento", dijo Rodríguez. "Se trata simplemente de eso. Debo ajustarme para que no logren hacerlo"

El zurdo colocó demasiados lanzamientos en el plato, y los Azulejos estaban ansiosos por hacerle pagar. Los primeros cuatro hits de Toronto se produjeron en la primera entrada de Rodríguez, incluido un doble en la segunda entrada de Randal Grichuk. Se recuperó para anotar la carrera inicial del juego, que era todo lo que Toronto necesitaba en una noche inusualmente silenciosa para la ofensiva de Boston.

Los Azulejos agregaron en el cuarto, sin embargo, marcando a Rodríguez para un trío de carreras de dos outs para llevar su ventaja a 4-0. Rodríguez casi escapó ileso, pero le dio un boleto al bateador No. 9 Danny Jansen. El siguiente fue Marcus Semien, quien lanzó un sencillo a la derecha (con una velocidad de salida de 57.9 mph, según Statcast) que anotó dos. Bo Bichette siguió con un doble RBI, poniendo un sello en un marco que se deshizo en Rodríguez rápidamente.

"Simplemente se sintió como si siguieran haciendo buenos turnos al bate, todo con dos outs, no pudimos detener la hemorragia", dijo el manager de los Medias Rojas, Alex Cora. "No quiero decir suerte, pero parecía que todo contacto caía en zona de nadie"

Toronto acumuló 18 hits en la noche (la mayor cantidad que Boston ha permitido esta temporada), 11 de los cuales provienen de Rodríguez (igualando el récord de su carrera). De repente, después de ganar sus primeras cuatro aperturas con una efectividad de 3.52, Rodríguez ha tenido marca de 1-2 con una efectividad de 6.00 en las cuatro aperturas desde entonces.

Lo que ha hecho consistentemente por los Medias Rojas es proporcionar una duración razonable, yendo cinco entradas o más en las ocho salidas. Pero parte de esa duración nace de su objetivo de ser eficiente. Y cuando esa eficiencia no se combina con precisión, Rodríguez puede meterse en problemas importantes.

"A veces el comando no está donde suele estar, y eso es algo que necesita independientemente de sus cosas, si está lanzando fuerte o si su velocidad es baja", dijo Cora. "Ha habido mucho contacto. Creo que los equipos están haciendo un buen trabajo de analítica quedándose con él y yendo hacia el otro lado, así que volveremos a la mesa de trabajoo y veremos qué podemos ajustar"

Comentarios de nuestros lectores